Recetas

Receta de chiles rellenos con chile pasilla, un giro diferente para un tradicional plato

Prueba esta interesante versión de los chiles rellenos con un sabor y textura muy diferente.
martes, 7 de septiembre de 2021 · 10:42

México es una país muy rico y diverso, algo que podemos ver en nuestra gastronomía y cultura, prueba de ello es que podemos aprovechar las distintas variedades de chiles para elaborar deliciosos platillos que a su vez podemos seguir modificando con el resto de chiles que nos identifican, justo como estos chiles pasilla rellenos, una versión diferente de un tradicional platillo mexicano.

Los chiles rellenos tradicionalmente se preparan con chiles poblanos por su gran tamaño, sin embargo hay chiles que pueden rellenarse fácilmente y que quedan igual de ricos, como los chiles pasilla de esta receta, estos son unos chiles secos y oscuros que cuando están frescos se conocen como chilacas, su nombre proviene por que al secarse se arrugan como uvas pasas.

Chile pasilla relleno 

Ingredientes

  • 4 Chiles pasilla
  • 200 gramos de Queso Oaxaca
  • 6 Jitomates
  • 1/4 Cebolla
  • 1 diente de Ajo
  • 1/2 taza de Caldo de Pollo
  • Agua
  • Sal y Pimienta
  • 2 Huevos
  • 2 cucharadas de Harina
  • 1/2 cucharadita de Polvo para hornear
  • Aceite vegetal

Comienza preparando los chiles, para ello ábrelos y retira las semillas, después coloca una olla con suficiente agua al fuego y deja que hierva, introduce los chiles y déjalos reposar en el agua calienta hasta que se suavicen, retira del agua y con mucho cuidado abre y rellena con el queso Oaxaca deshebrado. Por otro lado separa las yemas de las claras de tus huevos y bate las claras a punto de turrón.

Una vez que tengas las claras montadas agrega las yemas, la harina y el polvo para hornear y revuelve hasta integrar todo, sumerge tus chiles rellenos en la mezcla para el capeado y lleva a un sartén con aceite caliente para freírlos, una vez que estén bien dorados y el capeado este bien cocido reserva. Prepara un caldillo moliendo los jitomates, el ajo, la cebolla y el caldo juntos y lleva a una cazuela con un poco de aceite, sazona con sal y pimienta y deja que el caldo se cocine, cuando cambie de color y espese, sirve junto con tus chiles rellenos.