Recetas de postres

¿Fan de lo dulce? Te enseñamos a hacer leche condensada baja en azúcar

Esta opción es ideal para no romper la dieta y darte un dulce gustito
viernes, 11 de junio de 2021 · 15:35

La leche condensada es un delicioso condimento que se usa para agregarlo a casi cualquier postre. Lo puedes encontrar en pasteles, crepas, plátanos fritos y hasta en un arroz con leche acompañado de pasas y canela. Sin embargo, al contener mucha azúcar para prepararlo, puede ser riesgoso consumirlo con frecuencia. Por eso, te compartiremos una receta de leche condensada baja en azúcar que engañará a tu paladar a la hora de saborear tus postres favoritos. 

Este dulce condimento nació luego de que muchas personas se intoxicaran con leche en mal estado. Fue tras una larga búsqueda por la conservación de este lácteo que se descubrió la ahora popular leche condensada. En 1822 el francés Nicolás Appert realizó el primer paso para la creación de este condimento, pues experimentó evaporando el agua de la leche a baño maría para mejorar la conservación. 

No fue sino hasta 1835 cuando el inglés William Newton dio un segundo paso en la conservación de la leche, pues calentó el lácteo a menor temperatura y le agregó azúcar, la cual realizó la función de conservador y se creó, por primera ocasión, la leche condensada; sin embargo fue Gail Borden quien patentó este producto 20 años más tarde.

Al ser un producto proveniente de lácteo, la leche condensada es una mezcla espesa donde los nutrientes se concentran y que ofrece vitaminas, minerales, hidratos de carbono, proteínas, ácido fólico, calcio, fósforo, zinc y magnesio y aunque es rico en estos minerales, recuerda que siempre debes consultar a tu médico antes de comer cualquier alimento. Sin más, aquí te compartimos una receta para que disfrutes de una rica leche condensada baja en azúcar. 

Leche condensada baja en azúcar 

  • 1 y media tazas de leche de coco 
  • 3 sobres de sustituto de azúcar 
  • 1 cucharada de aceite de coco 
  • 2 cucharadas de leche en polvo 
  • 1 cucharada de vainilla 

Para comenzar, en una olla cocina a fuego bajo la leche de coco por aproximadamente 25 minutos o hasta que su volumen se haya reducido a un tercio. TIP: Remueve la leche constantemente para evitar que se queme. 

Una vez que la leche se haya reducido, agrega el sustituto de azúcar, aceite de coco y cocina durante cinco minutos más, una vez transcurrido este tiempo apaga el fuego. Posteriormente agrega la leche en polvo, vainilla y remueve hasta obtener una mezcla homogénea. TIP: Esta mezcla puede durar hasta tres semanas en refrigeración si la colocas en un contenedor (de preferencia de vidrio) bien sellado.