Postres

Mousse de chocolate amargo; así puedes prepararlo en casa

Disfruta de un postre frío y sin uso de horno con esta sencilla pero deliciosa receta
miércoles, 9 de septiembre de 2020 · 12:55

Un postre dulce es un verdadero placer a cualquier hora del día, sobre todo si se trata de un postre sencillo de preparar y que podamos compartir con amigos o familia. El mousse de chocolate, es una de las recetas más fáciles de cocinar, además que al ser un platillo que se sirve frío no es necesario el uso del horno para hacerlo. Con un par de ingredientes y una batidora, en un par de horas podrás disfrutar de este delicioso postre de chocolate que seguro te va a encantar. 

El origen del mousse se remonta a 1755 en el recetario Les soupers de la cour, donde un cocinero francés de nombre Menon describía la receta de chocolate, café y azafrán que se hacía con crema de leche batida a la que se le podían añadir claras de huevo, mismo que se podía servir en unos vasos de plata o vidrio, pero debían guardarse un par de horas en hielo hasta antes de consumirlas. 

Aprende a preparar este delicioso postre de mousse de chocolate con esta sencilla receta que tenemos para ti. 

Mousse de chocolate amargo

Ingredientes: 

6 cucharadas de mantequilla sin sal 

6 claras de huevo 

6 yemas de huevo

170 gramos de chocolate amargo

1 taza de azúcar 

1 taza de crema para batir 

1 cucharada de cacao en polvo 

Preparación: 

En una taza o un pocillo, agrega el chocolate junto con la mantequilla y derrite a baño maría. Remueve de forma constante a manera de que no se pegue ni se queme. Calienta hasta que ambos ingredientes se derritan y no queden grumos. Reserva a temperatura ambiente. 

En un pocillo grande o un bowl, agrega las yemas de huevo junto con una cuarta parte del azúcar, y con ayuda de una batidora mezcla por unos 5 minutos o hasta obtener una mezcla esponjosa. En tanto, en un tazón diferente agrega las claras de huevo junto con tres cucharadas de azúcar. Bate por unos 3 minutos o hasta que se formen picos rígidos. 

Con el tazón que contiene la mezcla de yemas, agrega el chocolate con la mantequilla, y con movimientos envolventes mezcla todo hasta lograr una preparación muy cremosa. Una vez listo, es hora de hacer el mismo procedimiento pero con la preparación de las claras del huevo. Remueve la mezcla hasta que obtengas una preparación esponjosa y homogénea. 

En unos 4 moldes para mousse o unos tazones redondos y pequeños, divide la mezcla hasta llegar a 3/4 partes del molde. Mete al refrigerador por unas cuatro horas y sirve. Puedes adornar con un poco que chocolate rallado y frutas como frambuesas, fresas o moras. 

Otras Noticias