Huerto urbano

Descubre cómo germinar un hueso de aguacate para tener un nuevo cultivo del huerto

¡No lo tires a la basura! Mejor aprovecha el hueso de aguacate para germinarlo y tener un nuevo cultivo dentro del huerto urbano
viernes, 24 de mayo de 2024 · 16:25

El hueso de aguacate es una semilla a la que se le puede sacar mucho uso dentro o fuera de la cocina, por ejemplo, se puede preparar un rico té o infusión caliente, utilizarlo para preparar un tinte casero para cubrir canas en el cabello de manera natural o bien,  germinar para dar pie a un nuevo cultivo dentro del huerto urbano.

La germinación de esta semilla es el método más fácil para cultivar dicha variedad desde cero y si se es constante con los cuidados básicos como riego, plantación y buena exposición de luz solar, los resultados podrán ser verdaderamente asombrosos, además que se aprovechará esta parte del fruto que seguramente en varias ocasiones siempre termina en la basura.

Para que aprendas a germinar un hueso de aguacate y puedas tener un pequeño arbusto de esta variedad, presta atención a la siguiente guía paso a paso que podrás replicar fácilmente para agregar un nuevo cultivo en ese espacio verde del jardín o huerto urbano.

Hueso de aguacate
Hueso de aguacate
FOTO: Shutterstock

Guía para germinar un hueso de aguacate

° Saca el hueso de un aguacate, luego de disfrutar su deliciosa pulpa, lava muy bien la semilla y con ayuda de un cuchillo comienza a quitarle esa capa de piel café que tiene. Solo ten cuidado de no dañar el fruto, ten paciencia y hazlo con precaución.

° Una vez sin esa capa de piel, coloca cuatro palillos en los extremos para sujetarlo y que así pueda germinar rápidamente. Coloca en un vaso con agua, en donde la parte de abajo del hueso toque el líquido.

° Deberás cambiar el agua semanalmente y colocarlo un poco a los rayos directos del sol, con el paso de las semanas dará resultados. Cuando comience a brotar las primeras raíces y estas tengan un largo de aproximadamente 5 centímetros, será el momento indicado para trasplantarlo, o bien, dejar que siga creciendo hasta que los primeros tallos verdes comiencen a salir de la semilla.

Para trasplantarlo en tierra se recomienda que sea en una maceta de aproximadamente 15 cm de diámetro, además de que esta contenga tres cuartos de su capacidad con tierra fértil mezclada con sustrato. Al momento de trasplantar deberás cuidar muy bien las raíces para que estas entierren perfectamente sin dañarse o doblarse.

A partir de este momento tendrás que hidratar el cultivo de 2 a 3 veces por semana siempre que la tierra se muestre seca y exponerlo frente a los rayos de luz solar directa,  +en los primeros años de vida esta planta agradecerá largas horas de exposición al sol.

Así de sencillo es germinar un hueso de aguacate para que en un futuro no muy lejano esa planta se convierta en un arbusto e incluso tenga la posibilidad de crecer ampliamente para convertirse en una variedad fuerte que podría rendir frutos.

Más de