Huerto urbano

¿Cómo cultivar tu propia cebolla en casa? Guía básica para hacerlo en tu huerto

Lo primero que hay que saber es que las cebollas se consideran un tipo de planta bienal, con el tallo subterráneo y reducido
jueves, 25 de enero de 2024 · 09:30

La cebolla es uno de los ingredientes indispensables en un montón de platillos, si no es que en todos. Sin embargo  aunque ahora en el mercado no está tan cara, siempre es bueno ahorrarnos algunos pesos no comprándola, sino cosechándola en casa. Por eso queremos compartirte una breve guía para que cultives tus propias cebollas en casa. 

Lo primero que hay que saber es que las cebollas se consideran un tipo de planta bienal, con el tallo subterráneo y reducido. Esto quiere decir, que sí puede darse en una maceta, dado que crecen hacia abajo. El tamaño dependerá de los ejemplares que quieras sembrar. No se requieren semillas, pero sí la base de la cebolla para crear nuevos brotes. 

1. Corta la base de la cebolla

Sí, esa que muchas veces desechamos, debes de cortarla del extremo a unos 2 o 3 centímetros sin importar el tamaño de la cebolla. Es importante porque aquí se encuentran las yemas o ápices para que la cebolla brote nuevamente.

2.Llena tu maceta de sustrato

La maceta es importante. Debe de tener mínimo 15 centímetros de profundidad y un buen drenaje en el fondo. Evita materiales sólidos en el fondo como piedra. 

3. Planta tus bases en la maceta

La distribución no es tan importante, pero depende del tamaño de la maceta, si es grande, puedes colocar unos 3, 4 o hasta 5 bases, pero si es mediana lo mejor será que máximo coloques 3. Se sugiere que las pongas hasta arriba  y que luego las cubras con unos 3 o 4 centímetros de tierra. 

Tardan unos 15 días en aparecer los primeros brotes. Foto: Pixabay

4. Riego y luz

Colócalas en un lugar con al menos 7 u 8 horas de luz. Se recomienda regar diariamente por sistema de goteo, especialmente los primeros 6 a 8 días. 

5. Observa tus brotes

A los 15 días verás a la mayoría de yemas con 2 a 4 brotes aproximadamente. Sigue cuidando para que un mes después ya los brotes estén bien desarrollados y con tallos de unos 20 centímetros o más. En este momento será el tiempo de sacarlos de la tierra y trasplantar.

6. Trasplante

Riega la tierra, para que esté más suelta y con ayuda de un cuchillo, separa los brotes eliminando todos los restos de la cebolla vieja. Evita en la medida de lo posible arrancar las raíces. En otra maceta planta los brotes ya desarrollados con una distancia entre los 7 y 8 cm de separación de otras plantas o de la orilla de la maceta.  La idea es enterrarlos unos 4 cm de la base. Después de esto debes de mantener la tierra húmeda para que crezca más rápido. 

7. Cosecha 

Tras unos 3 o 4 meses desde el trasplante  ya podrás empezar a cosechar tu cebolla. El tiempo varía de acuerdo a la cantidad de luz que reciba la cebolla. La clave será el tamaño visible de la cebolla.