Día de Muertos

Descubre el significado del agua y de la sal en la ofrenda del Día de Muertos

Cada elemento de nuestra ofrenda de Día de Muertos tiene un significado diferente, aprende más sobre ello.
martes, 31 de octubre de 2023 · 13:14

La ofrenda de Día de Muertos es uno de los elementos más importantes de esta festividad, ya que los objetos y alimentos que se colocan en ella no solo tienen una importancia sentimental, también tienen una relevancia cultural muy grande para las creencias y tradiciones de los mexicanos, tal es el caso de la sal y el agua, que pueden parecer elementos comunes pero guardan un significado muy profundo y especial. Aquí te diremos qué significa

El agua en la ofrenda

Tanto la sal como el agua tienen un significado similar y a su vez cada uno representa diferentes cosas dentro de nuestro altar, por ejemplo el agua se suele colocar como una bebida para el alma del difunto al que estamos dedicando nuestra ofrenda. Se dice que durante el 1 y el 2 de noviembre nuestros seres queridos regresan desde el más allá haciendo un viaje muy largo hasta su antiguo hogar y el agua sirve para calmar la sed después de la extensa travesía. 

La sal en el altar

Sin embargo el agua también representa pureza y purificación, elementos que se buscan para el descanso eterno de las almas de nuestros seres queridos. De la misma forma la sal se coloca con un propósito muy similar, esta y cualquier otro elemento de color blanco ,suelen ponerse en las ofrendas con el significado de la purificación y la pureza del alma

La sal representa pureza en la ofrenda. Foto: Pexels / Castorly Stock

Estos elementos se complementan con los demás objetos que se colocan en la ofrenda cómo las flores, que también puede tener diferentes significados, la comida favorita de nuestros seres queridos, el papel picado, la fruta y los dulces, las velas y las clásicas calaveritas, ya sean de azúcar, chocolate o hasta amaranto. Así que la próxima vez que estés armando tu ofrenda sabrás exactamente por qué es importante colocar un vaso de agua y un puñito de sal en ella.