Dieta mediterránea

La dieta mediterránea te ayuda a evitar ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares: Harvard

Un nuevo estudio publicado revela las bondades de la dieta mediterránea para la salud
sábado, 6 de agosto de 2022 · 05:00

De acuerdo a la Escuela de Medicina de Harvard, recientemente publicó un nuevo estudio que revela los grandes beneficios que aportan las “grasas buenas” al llevar una dieta mediterránea para la salud y prevención de enfermedades relacionadas con el corazón, así como al cerebro y otros órganos vasculares.

El nombre de esta dieta se debe a que recoge las tradiciones y los conocimientos culinarios de las civilizaciones cercanas al Mar Mediterráneo, desde España hasta Grecia y que se han transmitido de generación en generación. Si bien, en los últimos años se ha popularizado esta dieta; también ha sido el huracán de muchas controversias y debates sobre los efectos que tiene para la salud.

Este tipo de dieta no excluye ningún tipo de producto; por el contrario, es rica en verduras, hortalizas, frutas, cereales, legumbres, frutos secos y aceite de oliva. La clave, en sí, está en controlar la cantidad, así como la frecuencia en que se deben consumir los alimentos; también elegir la temporada para conseguir productos más frescos para un mejor control metabólico.

¿Por qué la dieta mediterránea te ayudará a la salud?

De acuerdo a la Escuela de Medicina de Harvard se ha descubierto que la dieta mediterránea puede contribuir a evitar enfermedades cardiacas, ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares. De acuerdo aun ensayo publicado el 14 de mayo de 2022, donde se involucró a mil personas en España con enfermedades de arterias coronarias, conocida por la acumulación de placas en las arterias del corazón.

Para la realización de este estudio los participantes fueron divididos en dos grupos: uno que siguió la dieta mediterránea con énfasis en alimentos como aceite de oliva, nueces, legumbres, cereales integrales, aves y pescados. Y el segundo que siguió una dieta baja en grasas con versiones magras de pescado, aves, más calorías de carbohidratos, granos integrales, legumbres y papa. Ambos hicieron énfasis especial en el consumo de frutas y verduras.

Los participantes consultaron regularmente a un dietista y, siete años más tarde, las personas del grupo con la dieta mediterránea tenían un 26% menos de riesgo de padecer un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular, en comparación con el grupo con la dieta baja en grasas. Con este estudio se concluye y demuestra los grandes beneficios que aportan las “grasas buenas” en una dieta regular.

Otras Noticias