Saludable

Esto es todo lo que debes saber sobre el ayuno intermitente antes de probarlo

El ayuno intermitente se ha puesto de moda con los influencers, pero es un método alimenticio mucho más antiguo
jueves, 6 de enero de 2022 · 12:59

Seguramente has escuchado mucho últimamente acerca del ayuno intermitente, pues se ha puesto de moda en los últimos años gracias a los "influencers"; sin embargo, el también conocido como fasting, es mucho más antiguo. Para empezar, debes saber que el ayuno intermitente no es un tipo de dieta, sino un método de alimentación en la que una persona, de forma voluntaria deja de comer entre periodos.

Esto significa que hay momentos en los que la persona en cuestión come y otros en los que ayuna, ¿por qué? La mayoría lo hace para bajar de peso, aunque esta práctica solía estar vinculada a prácticas religiosas o ideológicas, y también medicinales. Actualmente se ha vuelto un tema controversial, pues el ayuno intermitente es tan popular que muchos no acuden a un médico o nutriólogo para asesorarse antes de practicarlo.

Por esta razón, aquí te contamos todo lo que debes saber sobre el ayuno intermitente antes de probarlo, con el objetivo de que este artículo sea una guía introductoria a una práctica que puede ser muy positiva, siempre que se sepa cómo aplicar. Recuerda que lo más importante es que antes de llevar a cabo cualquier dieta o consumir algún remedio casero, es fundamental consultar a un especialista, particularmente si sufres de alguna condición médica.

El ayuno intermitente

No es una dieta

Como ya te adelantábamos, el ayuno intermitente no es una dieta, sino un método en el que se come y se deja de comer (se ayuna), particularmente alimentos sólidos, por periodos establecidos.

Los primeros estudios científicos

En el siglo XVII, el médico alemán Friedrich Hoffmann decidió escribió un tratado sobre cómo "curar enfermedades graves mediante la moderación y el ayuno".

Esto derivó en diversas investigaciones, una de ellas realizada a mediados de la década de 1950 por el científico belga, Christian de Duve, quien descubrió los lisosomas, organelos celulares que eran capaces de "digerir" proteínas, carbohidratos, lípidos, e incluso otros organelos celulares, proceso al que llamó autofagia.

La autofagia celular

En la década de 1990, Yoshinori Ohsumi, un biólogo celular japonés, comenzó a investigar la autofagia en las levaduras. Estudió entonces el proceso del sistema digestivo de las células, en el cual, de forma muy básica, reciclan las proteínas dañadas del organismo y se alimentan de ellas, generando después proteínas jóvenes y frescas que contribuyen a combatir el envejecimiento y diversas enfermedades.

Con este descubrimiento realizó una investigación sobre la "autofagia celular", un sistema por el que eliminan las células dañadas para obtener energía, por la cual obtuvo el premio Nobel de Medicina en 2016, y que dio origen al ayuno intermitente.

¿Qué tan seguro es?

Aunque sus efectos pueden ser muy positivos para perder peso, es de vital importancia que la persona que se someta a un ayuno intermitente acuda a un médico o especialista, pues aún se sigue investigando.

Sin supervisión médica el ayuno intermitente puede causar pérdida de músculos y líquidos, baja en los niveles de azúcar o nutrientes esenciales y deshidratación, además de aumentar los niveles de colesterol, los triglicéridos y el ácido úrico.

Ayuno intermitente en niños y enfermos

No es nada recomendable que este método de alimentación sea practicado por niños o personas con problemas de salud, tampoco por mujeres embarazadas, en periodo de lactancia o aquellas que sufran de desajustes alimenticios como anorexia o bulimia y tengan un peso inferior a su estatura.

En Alemania se han llevado a cabo investigaciones del ayuno intermitente con efectos positivos para tratar enfermedades derivadas del sobrepeso y la obesidad como las cardiacas, la hipertensión, el derrame cerebral y la diabetes.

Los periodos de ayuno

Existen diferentes modalidades para poner en práctica el ayuno intermitente, por ejemplo:

  • Ayuno de 24 horas durante 1 semana
  • Intervalos de 12 a 16 horas sin ingerir sólidos
  • De 5:2, es decir, 5 días comen saludable y 2 bajan ingesta calórica
  • 1 comida al día, según la cantidad de calorías que requiere la persona

Esto se debe a que según los investigadores se requiere de un periodo mínimo de 10 horas para que el cuerpo convierta sus reservas de grasa en energía, de esta forma se liberan cetonas en el torrente sanguíneo lo que estimula la pérdida de peso.

El consumo de líquidos

Durante el ayuno intermitente se elimina el consumo de alimentos sólidos, pero se permiten líquidos y de hecho es indispensable mantenerse hidratado.

Entre los líquidos permitidos están el agua pura, el café o el té verde sin azúcar, sin lácteos o sin adicionantes como proteína, tampoco se pueden beber jugos o batidos, pues esto rompería el tiempo requerido para el fasting.

Más de

Otras Noticias