Saludable

Estas son las diferencias entre el sobrepeso y la obesidad que debes saber

El sobrepeso y la obesidad pueden provocar verdaderos riesgos para la salud
jueves, 18 de febrero de 2021 · 11:31

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define al sobrepeso y la obesidad como "una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud", aunque también marca diferencias considerables. Entre los datos señalados por este organismo, en 2016 más de mil 900 millones de adultos tenían sobrepeso, de los cuales, 650 millones eran obesos.

En el caso de México, para 2019 se calculaba que el 39.1% de los mayores de 20 años padecen sobrepeso y el 36.1% de obesidad según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut) 2018. Esto pone al país en una emergencia epidemiológica, pues más allá de que las personas buscan adelgazar por una cuestión estética y social, representa un grave problema de salud.

Entre los riesgos que representa para la salud el tener sobrepeso u obesidad, está el riesgo de desarrollar enfermedades no transmisibles y crónico degenerativas como la diabetes, la hipertensión y enfermedades cardiovasculares entre muchos otros. La gravedad de estos problemas también se puede ver reflejada por la diferencia entre sobrepeso y obesidad, te contamos por qué.

Diferencias entre sobrepeso y obesidad

La principal diferencia entre el sobrepeso y la obesidad es la proporción de grasa acumulada, la cual se mide a través del índice de masa corporal (IMC). Para calcularlo en un adulto se divide el peso en kilos entre la altura al cuadrado en metros, aquí te explicamos cómo hacerlo.

Después de calcularlo, se dice que si el resultado del IMC resulta superior a 25 se considera como sobrepeso, mientras que más de 30 ya se considera obesidad. Aunque esta es la principal diferencia entre sobrepeso y obesidad, pero hay otras mucho más importantes, las consecuencias de cada una.

Mientras que el sobrepeso causa problemas de movilidad o para realizar actividades físicas, además de aumentar el riesgo de diversos tipos de cáncer y problemas sociales que derivan en una baja autoestima y depresión, la obesidad puede generar afecciones más graves.

Entre los riesgos que se desarrollan con la obesidad están la diabetes tipo 2; diversos tipos de cáncer; cardiopatías y problemas coronarios; arterioesclerosis; eventos cerebrovasculares; derrames cerebrales; presión arterial alta o hipertensión; problemas óseos, respiratorios, hepáticos y renales; apneas del sueño; lumbalgia; disfunción sexual o malformaciones fetales, por mencionar algunos.

¿Qué tan grave puede ser el problema? Las personas con sobrepeso corren un riesgo ligero, si el resultado del IMC es entre 30 y 35 se considera un riesgo moderado, para los que resultan entre 35 y 40 hay un riesgo elevado y más de 40 es un riesgo muy elevado de desarrollar estas afecciones.

Por esta razón es importante cuidar la alimentación y complementar con actividad física regular, así como asistir con un experto en nutrición para llevar una dieta balanceada acorde a las necesidades de cada persona.

¡Escucha nuestro último podcast de Punto Saludable!

Otras Noticias