Embutidos

Si te gusta la pechuga de pavo, así puedes hacer una versión casera y sin conservadores

Con esta receta podrás lograr una deliciosa pechuga de pavo como la que encuentras en supermercados y tiendas.
miércoles, 15 de marzo de 2023 · 13:38

Si te gusta la pechuga de pavo, sabes que puede ser el sustituto perfecto para toda clase de jamones o embutidos en sándwiches y bocadillos, pero una de las preocupaciones que generalmente nos detiene de consumir este tipo de alimentos es la cantidad de conservadores que suelen aportar a nuestra dieta, por eso esta vez te enseñaremos a preparar una pechuga de pavo casera sin conservadores

Al no tener conservadores es necesario que mantengas en refrigeración muy bien este alimento y lo consumas lo antes posible, ya que no va a durar la misma cantidad de tiempo en buenas condiciones que las opciones comerciales, también puedes ahumar tu pechuga de pavo en casa para que tenga ese toque especial si tienes un ahumador en casa, aunque este paso no es completamente necesario para la receta ya que agregaremos un poco de humo liquido para darle un poco de sabor. 

Pechuga de pavo casera

Ingredientes

  • 1 Pechuga de pavo mediana
  • 5 litros de Agua
  • 300 gramos de Sal
  • 150 gramos de Azúcar
  • 2 cucharaditas de Ajo en polvo

Para barnizar la pechuga

  • 70 mililitros de Miel
  • 70 mililitros de Miel de maple
  • 120 mililitros de Agua
  • 1/4 cucharadita de Humo líquido
  • 2 cucharadas de Pimienta
  • 40 gramos de Azúcar mascabado

Deberemos comenzar limpiando la pechuga, para ello retira la piel y la mayor cantidad de grasa visible que puedas, después prepara la salmuera en donde vamos a darle sabor a nuestra carne, en un recipiente grande donde quepa la pieza de pavo coloca el agua, la sal, el azúcar y el ajo en polvo, revuelve muy bien y cuando se hayan disuelto estos elementos en el líquido úsalo para inyectar la pechuga de pavo y después dejarla sumergida en la mezcla por dos días en refrigeración

Con esta pechuga podrás armar toda clase de sandwiches y bocadillos. Foto: Pixabay

Después de este tiempo saca de la salmuera, seca muy bien y refrigera de nuevo así por un día, por otro lado mezcla la miel, el jarabe de maple, la pimienta, el humo líquido, el agua y el azúcar mascabado, lleva a fuego medio y cuando comience a hervir usa para bañar la pechuga, lleva la carne a un horno precalentado a 150 grados y cocina de una hora y media a dos horas hasta que la carne esté bien cocida o alcance una temperatura interna de 75° grados, al salir podrás rebanar y disfrutar. 

Otras Noticias