Recetas vegetarianas

3 recetas para platos fuertes que puedes hacer sin la necesidad de carne

Si estás buscando recetas para disminuir o evitar el consumo de carne, estas tres opciones podrían volverse de tus favoritas
lunes, 19 de julio de 2021 · 20:52

La mayoría de la población estamos acostumbrados a comer con carne y no es que esté mal, pues de ahí obtenemos nutrientes que son indispensables para nuestra salud, especialmente para los más pequeños, aunque sí es importante medirse en su consumo, ya que su consumo indiscriminado está asociado al sobrepeso y enfermedades cardiovasculares.

Por otra parte, existen personas que además de esto se unen a dietas vegetarianas o veganas para fomentar la conciencia sobre los derechos de los animales y disminuir el impacto ambiental, lo cual resulta una gran iniciativa, aunque a veces difícil de mantener por la falta de opciones que existen en los restaurantes e incluso el desconocimiento de recetas.

Si estás buscando disminuir tu consumo de carne, aquí te damos tres ricas opciones que podrían alentarte a aumentar el consumo de vegetales. Algunas de estas recetas contienen productos derivados de origen animal, como el queso, pero todo depende de qué tipo de alimentación busques, puedes encontrar muchas más opciones o sustituir por ingredientes veganos. ¡Esperamos que las disfrutes!

3 recetas sin carne

1. Lasaña vegetariana

Ingredientes:

  • 400 gramos de lasaña cocida
  • 1 zanahoria en tiras
  • 200 gramos de hojas de espinacas
  • 2 calabacines en tiras
  • 200 gramos de queso manchego
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Ingredientes para la salsa de jitomate:

  • 4 jitomates
  • 1/2 pimiento morrón rojo
  • 1/2 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharada de orégano
  • 1 cucharada de comino
  • Aceite de oliva
  • Sal

Lava los vegetales. Pica en cubitos finos los ingredientes para la salsa de jitomate; pon un sartén a fuego alto con un chorrito de aceite de oliva y agrega la cebolla y el ajo, cuando se pochen añade el pimiento rojo y el jitomate, remueve regularmente y cuando se suavicen pasa a la licuadora, agrega el orégano, el comino y una pizca de sal, muele hasta conseguir una salsa tersa y homogénea, reserva.

Comienza a dorar las verduras de la lasaña por separado en un sartén con un chorrito de aceite de oliva a fuego medio bajo, sazona cada una con un poco de sal y reserva por separado. Monta la lasaña en un refractario, coloca una hoja de lasaña cocida, una cama de jitomate y otra de verduras, agrega una pizca de sal y una rebanada de queso, repite el proceso hasta terminar con una capa de queso manchego.

Mete al horno precalentado a 220 grados Centígrados y deja por 9 minutos aproximadamente, o hasta que el queso se vea dorado, retira y ¡a disfrutar!

2. Albóndigas veganas

Ingredientes:

  • 500 gramos de garbanzos cocidos y pelados
  • 2 zanahorias
  • 1/2 cebolla morada
  • 3 dientes de ajo
  • 1 ramita de cebollín
  • 100 gramos de harina
  • 1 cucharada de perejil picado
  • 1/2 cucharadita de comino
  • 1/2 cucharadita de pimienta negra molida
  • Pan molido
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal

Lava muy bien todos los vegetales, pela y ralla la zanahoria, pica finamente el cebollín, la cebolla, el perejil, y reserva todo por separado.

En un bowl sirve los garbanzos secos y aplástalos hasta formar una pasta, añade 2 zanahorias ralladas, el perejil, los ajos, la cebolla, el cebollín, el comino y la pimienta, mezcla bien, agrega la mitad de harina, vuelve a mezclar para que todo se integre, agrega más harina de ser necesario, todo debe complementarse como una masa homogénea y manejable.

Humedece tu mano, toma una porción de masa y forma una albóndiga, después pásala por el pan molido y a un sartén caliente con suficiente aceite, esperando a que se fría, retira y reserva en un papel de cocina para que escurra la grasa. Acompaña de ensalada fresca.

3. Nuggets de calabacín

Ingredientes:

  • 2 calabacines
  • 2 huevos
  • 1/2 taza de harina
  • 1/2 taza de pan molido
  • Aceite vegetal
  • Pimienta negra molida
  • Sal

Lava muy bien los calabacines, sécalos con papel de cocina y desecha las puntas. Corta rodajas de aproximadamente 2 centímetros de grosor, colócalas en papel absorbente y salpimenta al gusto, espera a que suelten su agüita por unos 10 minutos.

Pasado este tiempo vuelve a secar con papel de cocina y pasa cada rebanada por la harina primero, después por el huevo previamente batido y sazonado con sal y pimienta negra molida, y finalmente al pan molido, ve reservando cada calabacín en un plato. Mete al congelador por 10 minutos, este proceso ayudará a que queden con una mejor consistencia.

Coloca un sartén a fuego alto con suficiente aceite vegetal, fríe cada nugget de calabacín por aproximadamente 2 minutos o cuando notes que están dorados, retira y deja que escurran el aceite. Acompaña con una pasta y ensalada fresca.