Receta

Prepara en casa tus propias tortillas de maíz con esta receta tradicional

Las tortillas de maíz son uno de los alimentos que no pueden faltar en la casa de los mexicanos, prepara unas en casa con un proceso tradicional
lunes, 4 de enero de 2021 · 12:01

Las tortillas son para los mexicanos uno de los ingredientes de la canasta básica, uno de los más consumidos diariamente, por lo que la mayoría sabemos que es un producto que procede de la época prehispánica. El proceso para obtener tortillas hechas a mano, o de manera tradicional, es muy complejo, pero sin duda, adquiere un sabor muy distinto, por eso vale la pena hacerlas en casa.

En esta receta te compartimos la forma de prepararlos desde la nixtamalización, un proceso en el que se ponen a cocer los granos de maíz con un tipo de cal comestible y agua, de forma que el grano se ablanda para después pasar a la molienda. En la época prehispánica el maíz se molía en metate, es decir, un artefacto de piedra volcánica.

Actualmente, este proceso tradicional se sigue conservando principalmente en pueblitos y rancherías de México y las personas que hacen las tortillas, principalmente mujeres, llevan el nixtamal a moler en un molino. Si quieres intentarlo en casa te recomendamos seguir las instrucciones de esta preparación y disfrutar de unas deliciosas tortillas tradicionales.

Tortillas de maíz hechas a mano

Ingredientes:

  • 2 kilos de maíz
  • 1 cucharada de cal viva
  • Agua
  • Sal (opcional)

Coloca el maíz en una olla grande con la cal viva, también llamada óxido de calcio, agrega bastante agua, hasta cubrir el maíz y sobrepasar unos 10 centímetros. Deja a fuego alto hasta que empiece a hervir y revisa si ya está listo.

Para saber si está listo, toma una cucharada de los granos de maíz y si se pelan pasando los dedos por encima, entonces ya sólo déjalo unos 15 minutos más y después retira del fuego, deja que se enfríe.

Una vez que esté bien cocido el nixtamal y frío, pásalo a una cubeta limpia con bastante agua fría, acerca otro recipiente limpio para colocar después los granos de maíz. Enjuaga el nixtamal en el agua fría y limpia, y velos pasando al otro recipiente sin agua, así también se les retiran los pellejitos.

Después de este proceso se lleva a moler a un molino, pues el proceso prehispánico incluye hacer la molienda a mano en metate, aunque es muy pesado y requiere bastante tiempo, pero igual puedes hacerlo, moler hasta obtener una masa muy fina.

Una vez que se tiene la masa molida se amasa para saber si le hace falta el agua, si se siente muy seca, como quebradiza, se agrega un poco de agua hasta que esté bien humectada y flexible.

En algunas recetas se añade un poco de sal, al gusto, se amasa y se tapa con un trapo o un plástico, sin dejar espacio al aire, y se deja reposar por unos 30 minutos.

Pasado ese tiempo, se saca, se amasa y se comienzan a formar bolitas del tamaño de una pelota de golf, que después se aplastan en una máquina de tortillas. Corta una bolsa de plástico por la mitad, coloca una mitad sobre la máquina, enseguida la bolita de masa y luego otra bolsa de plástico y cierra la máquina para aplastar.

Despega y coloca con cuidado la tortilla en un comal caliente, deja por unos 30 segundos a fuego alto y voltea. Si haces bien tus tortillas, éstas se inflarán. Dale la vuelta un par de veces y retira cuando se hayan cocido.

Otras Noticias