Recetas de postres

¿No sabes qué comer de colación? Prepárate un mug cake de plátano con esta receta de microondas

El plátano de por sí es uno de los frutos más recomendados para comer por la mañana; hacerlo en mug cake es mejor
miércoles, 28 de julio de 2021 · 13:08

Desayunamos, todo bien y creemos que todo está excelente y que no nos dará hambre hasta por allá de las 2 o 3 de la tarde. Sin embargo hay un grito estomacal que nos recuerda lo contrario y más o menos entre 11 y 12 del día empezamos a sentir primero poquita y luego mucha hambre de algo medianito. "Ni muy dulce, ni muy salado" pensamos, aunque en el fondo sólo deseamos comer algo para eliminar esa sensación. La situación puede repetirse entre comida y comida. 

Y para esos momentos es que existen las colaciones. Sirven para controlar los lapsos de tiempo en que no comemos o que ya pasó un rato del proceso digestivo y empezamos a sentir un vacío en el estómago y no es precisamente algo emocional, sino puramente físico. Lo más saludable es satisfacerlo, porque sabemos que va a crecer y además nos torturará con imágenes en nuestra cabeza de cualquier antojito y podemos sucumbir en comprarlo, pero ¡Alto! Hay una solución y podría estar en tu cocina.

Su nombre es Mug cake y es la porción perfecta para un momento como este. Los pastelillos de taza son magníficos porque con una sola porción puedes espantar al hambre momentánea que pudieras estar sintiendo, sin necesidad de sacar todo tu kit de repostería en esos 10 minutos de break que tienes entre todas tus ocupaciones laborales. Es por eso que el día de hoy te compartiremos la receta para que prepares uno sabor plátano. 

¿Por qué un panqué de plátano es la colación perfecta?

Un mug cake de plátano es la colación perfecta, porque el plátano de por sí es uno de los frutos más recomendados para comer por la mañana gracias a su cantidad de proteínas, vitaminas y baja calórica que contiene. Además, minerales como el potasio, hierro y manganeso ayudan a que tus músculos y huesos conserven una magnífica salud articular y ósea, respectivamente. Es por eso que un postre con este como ingrediente principal es un completo acierto. 

Además, entre todas las propiedades que contiene el plátano, existen sustancias como el triptófano, que ayuda a mejorar el estado de ánimo, porque más tarde se convierte en serotonina, conocida por su capacidad para relajar el cuerpo, mejorar el estado de ánimo y aumentar la sensación de placer que provoca la felicidad. Y un panqué en taza con esta fruta es ideal comer a media mañana, sobre todo, porque calma la ansiedad por comer otros alimentos, ya que te hace sentir satisfecha. 

Esta práctica receta la podrás preparar en cuestión de minutos, que por cierto no te llevará más de 10, porque no sólo es muy fácil, además todos los ingredientes son sumamente fáciles de conseguir o de que los tengas en tu cocina, así que no hay más que sacudirte la flojera y activarte para prepararte este panquecito, que por si no te fueran suficientes sus beneficios, también es energético. Así que ¡Manos a la obra!

Ingredientes 

  • 1 plátano maduro
  • 1 huevo
  • 1 cucharada mantequilla
  • 2 cucharadas de leche
  • ¼ cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • 3 cucharadas de harina de trigo
  • 3 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharada de levadura en polvo
  • 1 cucharada de sal
  • ¼ de cucharadita de canela molida

¿Cómo se prepara el mug cake de plátano?

  1. Empieza escogiendo la taza para hacer el mug cake de plátano. Luego  agarra un plátano maduro, aplástalo y a continuación lo agregas a la taza. Sigue con los demás ingredientes.
  2. Añade dentro el huevo, la leche, el aceite, las tres cucharadas de harina y azúcar, el extracto de vainilla, la pizca de levadura en polvo, sal y canela. Mezcla bien.
  3. Mete la taza en el microondas por 3 minutos y observa que se vaya haciendo. Puedes retirarlo antes si ya se ha hecho. Todo depende de la potencia del microondas y después deja que se enfríe.
  4. Acompáñalo de nata por encima, rodajas de plátano y todo lo que quieras. 
  5. ¡Provecho!