postres fáciles

Aprende a preparar estos 3 postres japoneses; recetas fáciles y rápidas

Si no los has probado antes, hazlo ahora, porque nunca es tarde para probar cosas nuevas
jueves, 18 de marzo de 2021 · 14:29

Digan lo que digan, los asiáticos han conquistado el mundo, probablemente más de lo que a muchos nos gustaría. Tanto Japón, como China, tienen una gran y milenaria tradición gastronómica. Tan sólo la comida China, tenemos grandes tesoros como la preparación del arroz con verduras y soya, los rollitos primavera y el pollo almendrado, sólo por decir algo.  La comida japonesa es quizá menos famosa, además del sushi, que existen muchísimas formas de prepararlo y el ramen, que también es rico en versatilidad.

Sin embargo, un mundo un poco olvidado, pero no por eso menos delicioso, es el de los postres japoneses, fusiones y explosiones de diferentes sabor, que sin duda alguna, se quedan en la memoria y dan ganas de comerlos siempre, sin embargo, hay que moderarse siempre por cuestiones de salud. Sobre todo, porque muchos de ellos se componen de muchas harinas y azúcares, lo primero que tenemos que moderar a la hora de comer. 

Pero si estás saliendo de una dieta, te has portado muy bien o simplemente te vale sombrilla cualquier tipo de régimen alimenticio, porque lo único que quieres es darle al cuerpo lo que pida, muy probablemente esta nota es para ti, porque traemos 3 deliciosas recetas de postres japoneses, que seguramente te van a encantar. Y si no los has probado antes, hazlo ahora, porque nunca es tarde para probar cosas nuevas y enamorarte de ellas, así como cuando probaste por primera vez tu comida favorita. ¡Toma nota!

Dango

Es un postre que básicamente consiste en bolitas insertadas en un palito de madera, cuyas salsas y relleno pueden ser casi de cualquier ingrediente. Hay varios tipos de dango que sustituyen el arroz glutinoso por otra pasta o dan al mochi un tratamiento diferente. Según los expertos, normalmente se acompaña de té verde y se consume durante todo el año, porque hay diversas variedades que se comen tradicionalmente en temporadas concretas. 

Ingredientes

  • 1 taza de harina de arroz (puedes conseguirla en tiendas especializadas en productos orientales)
  • 1 cucharadita de azúcar (opcional)
  • 1/2 taza de agua
  • Sirope de caramelo o cualquier salsa dulce que te guste
  • Palitos tipo brocheta

¿Cómo se prepara?

  1. Mezcla lentamente la harina de arroz con azúcar y con agua hasta crear una masa que no se pegue en los dedos. Una vez obtenida la consistencia adecuada, la moldeamos para crear las bolitas de unos 5 cm de diámetro.
  2. Hierve agua suficiente en una cazuela.
  3. Sumerge las bolitas de masa en la cazuela y déjalas hervir hasta que floten.
  4.  
  5. Retíralas con un cucharón y ponlas en un plato dejándolas enfriar y secar.
  6. Cuando estén secas, pínchalas de tres en tres en uno de los palitos, báñalas con la salsa de caramelo.

Gelatina de café

Quizá te suene a un postre muy occidental, porque en efecto, surgió en Inglaterra (Occidente) en 1817, pero se popularizó muchísimo en Japón, pero en su versión con  gelatina de agar e indistintamente café fresco o instantáneo endulzados.  Este es un postre muy común entre los almuerzos estudiantiles servidos en las escuelas japonesas y está disponible también en cafés y restaurantes. Hay que decir, que en la tierra de los Mangas, este postre lleva chantillí, helado o jarabe dulce

Ingredientes

  • 3 cucharadas de café instantáneo
  • 1 taza de agua
  • 1/2 cucharadas de azúcar, soperas
  • 1 sobre de grenetina
  • 2 latas de leche condensada
  • 1/2 tazas de agua, para hidratar la gelatina
  • 2 tazas de leche de vaca

¿Cómo se prepara?

  1. Haz el café con las tazas de leche y agua. Añada el azúcar.
  2. Agrega la grenetina hidratada y revuelva la mezcla hasta que se haya disuelto totalmente.
  3. Vierte la gelatina en un molde, refractario cuadrado y métela al refrigerador hasta que cuaje bien.
  4. Luego desmóldala y córtala en cuadritos, que distribuirás en 6 copas o flaneritas
  5. En el momento de servir, baña los cuadritos de gelatina con la leche condensada.

Manju

Este panecillo es una golosina tradicional japonesa que llegó al archipiélago a mediados del siglo XIV procedente de China. Hay varios tipos, pero la mayoría consta de un relleno de anko, recubierto de masa de harina, arroz pulverizado y alforfón o trigo sarraceno. Es un panecillo de pegajosa textura cocinado al vapor llamado mantou en chino tradicional. Entre las variedades, una de las más comunes es el manju de matcha, cuya cubierta tiene el color y el sabor del té verde.

Es un panecillo de pegajosa textura cocinado al vapor. Foto: Especial

Ingredientes

  • Harina floja 210 g
  • Azúcar 100 g
  • Agua tibia 60 ml
  • Bicarbonato de sodio 5 g
  • Anko 200 g

¿Cómo prepararlo?

  1. Disuelve el azúcar en agua tibia en un recipiente grande.
  2. Tamiza la harina y el bicarbonato sobre la mezcla anterior hasta que se forme una masa manejable, tomando la precaución de no manipularla demasiado. Tapa el recipiente y dejar reposar durante 10 minutos.
  3. Una vez pasado el tiempo de reposo, divide la masa en 10 porciones.
  4. Forma bollos y estíralos con un rodillo. Rellena cada manju con 20 gramos de anko y cerrar uniendo la masa.
  5. Coloca los manju en una vaporera de bambú.
  6. Ubica la vaporera sobre una olla con agua hirviendo, y cocer con la tapa durante 10 minutos.
     

Otras Noticias