Postre mexicano

Capirotada, la receta que no debe faltar en tu mesa en esta Cuaresma

La capirotada es un postre mexicano muy típico de la Cuaresma debido a que algunos adjudican un simbolismo religioso a su preparación
miércoles, 17 de febrero de 2021 · 10:57

En México se celebra la Cuaresma de diversas formas y uno de los postres emblemáticos de esta temporada es la capirotada, debido a que algunos le adjudican un significado espiritual con los ingredientes de los cuales está hecho; por ejemplo, simbolizan el cuerpo de Cristo con el pan, la cruz con la canela y la sangre de Jesús con la miel de piloncillo.

Algunos también señalan que los clavos de la crucifixión están presentes en el ingrediente aromático, mientras que el queso es la representación del sudario y los frutos secos como símbolo de la alegría de la Pascua. No obstante, la capirotada no tiene un origen específico e incluso se prepara en al menos 17 estados del país, aunque sí es común disfrutarla entre febrero y marzo.

Si bien es cierto que la receta varía mucho en cada región, aunque la base es siempre la misma, el pan duro o tostado y después hidratado con un almíbar preparado con piloncillo. Entre las variantes destacan ingredientes como plátano, pasas o nueces. En esta ocasión te compartimos una receta muy común en el centro del país para preparar una capirotada para esta fecha de Cuaresma.

Capirotada

Ingredientes:

  • 5 bolillos duros
  • 1 L de agua
  • 500 gramos de piloncillo
  • 1 rajita de canela
  • 3 clavos de olor
  • 1 taza de nuez picada
  • 1 taza de pasitas
  • 1 taza de cacahuates naturales sin sal
  • 1 taza de queso fresco rallado

Coloca una olla a fuego alto con el agua y agrega la rajita de canela, los clavos de olor y el piloncillo, mezcla de vez en cuando para disolver bien el piloncillo.

Deja en el fuego hasta que hierva, después retira y reserva.

Corta el bolillo en rebanadas de aproximadamente 3 centímetros, si no está duro tu bolillo lo que puedes hacer es dorarlo en un sartén o comal caliente sin aceite, sólo colocando el pan y dejarlo hasta que esté crujiente.

En un recipiente de tu preferencia, donde presentarás tu postre, coloca una cama del bolillo crujiente, encima sirve un puño de nuez picada, un puño de pasitas, un puño de cacahuates naturales y un puño de queso fresco desmoronado, luego sirve el almíbar de piloncillo hasta cubrir.

Repite con otra capa de bolillo crujiente, frutos secos, queso y piloncillo, hasta que termines con los ingredientes. ¡Que lo disfrutes!

Otras Noticias