Postres con cerveza

¿Empanadas de cerveza? Sí existen y aquí está la receta para que las prepares en casa

Este ingrediente distingue esta receta de otras y le añade a la masa un sabor único e inconfundible
jueves, 18 de noviembre de 2021 · 11:59

Las empanadas son un alimento que podrían salvar nuestro día y que la verdad caen super bien en los climas fríos, pues la verdad es que le van super bien a los días de frío donde lo único que buscamos es un apapacho, una reunión con nuestras amistades o bien, con nuestra familia. Alguien que nos apoye o que mejore nuestro día, porque estamos seguros de que su compañía servirá, pero los postres son todavía mejor. 

El nombre de la empanada proviene de la palabra empanar, cuya primera acepción es "encerrar algo en masa o pan para cocerlo en el horno". Su origen se remonta a la costumbre de rellenar panes con viandas o vegetales, que los pastores y viajeros llevaban para consumirlos en el campo. Con el tiempo, se acabó cociendo la masa de pan junto con su relleno y, más tarde, se elaboraron otras masas para envolver el relleno.

Hay un montón de variedades, que van desde los famosos cornish pasties, hasta los calzone italianos, pasando por las empanadas gallegas, los briks tunecinos, los börek turcos, y las sfihas y fatayer árabes. Todo esto surgió en la  Edad Media, cuando uno de los propósitos más importantes de estas preparaciones, era conservar la carne, ya que su cocción dentro de una masa consistente, conseguía protegerla por más días que normalmente.

¿De qué sabores pueden ser las empanadas?

Durante esa época, en España las empanadas se elaboraban con masa de harina de trigo o de centeno. Se rellenaban con carne de caza o con pescado y, muchas veces, con sobras de guiso. Pero afortunadamente, las cosas mejoraron con el tiempo y con la llegada de los europeos a México, pudimos disfrutar de este platillo e incluso implementar algunos cambios, tal cual les pasó a los pastes, que son una ligera variante de las empanadas, mucho más apegadas a las Cornish pasties.

Hay muchos tipos de masas y dependiendo del tipo de empanada que quieras hacer es que puedes hacer la masa dulce o salada. Normalmente llevan menos agua y mayor cantidad de grasas (generalmente mantequilla, manteca o grasas vegetales) produciendo una masa que se deshace en copos o láminas aportando más sabor adicional procedente de la grasa humidificada. Todo depende del tipo de empanadas que quieras elaborar, porque hay gran variedad tanto de sabores salados, como de dulces.

Hablando de los diferentes sabores que puedes probar en cuanto a las dulces. Seguramente ya has probado las de arroz con leche, de cajeta, de manzana o piña, que son las más comunes, pero ¿De cerveza? ¡Claro que sí, se puede y son deliciosas! Además, hoy es juebebes y merece la pena probar. Este ingrediente distingue esta receta de otras y le añade a la masa un sabor único e inconfundible. ¡Prueba tú misma!

Ingredientes

  • 250 gramos de manteca vegetal
  •  150 gramos de mantequilla sin sal
  •  250 gramos de azúcar (1¼ tazas)
  •  2 huevos
  •  800 gramos de harina de trigo
  •  3 cucharadas soperas de polvo para hornear (levadura química)
  •  350 mililitros de cerveza oscura
  •  200 gramos de mermelada de frutas

¿Cómo se preparan?

  1. Bate la manteca vegetal con la mantequilla hasta conseguir una textura suave y cremosa.
  2. Incorpora el azúcar, el polvo para hornear y los huevos uno a uno, de manera que hasta que no integres el primer huevo no añadas el segundo.
  3. Añade la harina poco a poco y sigue mezclando. Te quedará una textura arenosa y un poco firme. 
  4. Vierte la cerveza poco a poco y sin dejar de mezclar hasta conseguir una masa manejable y no pegajosa.
  5. Deja reposar la masa de empanadas de cerveza de 15 a 20 minutos a temperatura ambiente. 
  6. Precalienta el horno a 180 ºC.
  7. Cuando la masa esté lista, espolvorea harina sobre la superficie de trabajo, coloca la masa sobre ella y extiéndela con un rodillo, dejando un grosor aproximado de 3-4 mm. 
  8. Con un cortador circular, corta las tapas de las empanadas. Puedes hacer empanaditas de cerveza o empanadas más grandes, según quieras. 
  9. Rellena las empanadas con un poco de mermelada de frutas o cualquier otro relleno que te guste, ciérralas y marca los bordes con un tenedor para sellarlos.
  10. Hornea las empanadas durante 20-25 minutos, revisando constantemente para evitar que se quemen.
  11. Pasado el tiempo de horneado y cuando estén aun calientes, espolvorea azúcar con canela o azúcar moreno hasta que queden bien cubiertas.