Postre de otoño

Irresistible y cremoso Flan de Calabaza, prueba esta receta en el postre

Sigue los pasos de esta receta y obtendrás un irresistible flan de calabaza con una consistencia cremosa única
lunes, 12 de octubre de 2020 · 15:59

El flan es un postre muy gustado, aunque pocos se atreven a hacerlo debido a que lo consideran muy complejo de preparar. En realidad, siguiendo los pasos no tiene que ser tan complejo, aunque pueden ser algo tediosos los tiempos de espera; a pesar de ello, no dudes que al hacer esta receta única con calabaza naranja, típica de la temporada, se volverá uno de tus postres favoritos, por su sabor dulce y su consistencia irresistiblemente cremosa.

El origen de este postre data de siglos antes del nacimiento de Cristo, ya que era elaborado en las culturas antiguas como los fenicios, griegos y romanos, aunque se llamaba Tyropatina. La receta tenía como principal ingrediente el huevo, el cual sigue formando parte fundamental de la preparación, aunque actualmente existen variantes en que se suple por algún otro ingrediente para lograr la consistencia deseada.

Por otra parte, el ingrediente estrella es la calabaza naranja, la cual es un vegetal muy saludable, rico en beta-carotenos que además de proteger la salud visual, funciona como un antioxidante poderoso que combate a los radicales libres del organismo. De igual manera contiene vitaminas del grupo B, C y E, y minerales esenciales que regulan funciones de músculos, sistema nervioso, glucosa y presión sanguínea. ¡Disfruta esta deliciosa receta durante este otoño!

Flan de calabaza

Ingredientes:

  • 350 gramos de calabaza naranja
  • 1 lata de leche condensada (aproximadamente 380 gramos)
  • 1 lata de leche evaporada
  • Leche entera o deslactosada
  • 5 huevos
  • 1 taza de azúcar morena
  • 1/4 de taza de agua
  • 1 rama de canela
  • 2 trozos de cáscara de naranja
  • 1/2 limón

Coloca la calabaza partida en trozos en una vaporera o a baño María durante 20 minutos para que quede bien tierna, ya que esté lista pásala a la licuadora con la leche condensada y licúa hasta obtener una mezcla homogénea, reserva. En una cazuela aparte a fuego medio alto coloca la lata de leche evaporada, mide la cantidad sirviéndola en la de la leche condensada, mide otra de leche entera o deslactosada.

Añade la ramita de canela y los trozos de cáscara de naranja, deja que todo se caliente y retira los sólidos, apaga y tapa para que se concentren los aromas, deja reposar por 15 minutos. Ya que haya reposado, pasa las leches a la licuadora con los huevos y bate todo hasta integrar los ingredientes, reserva la mezcla.

En una cazuela aparte, a fuego lento, añade el azúcar morena y 1/4 de taza de agua con un chorrito de jugo de limón, sin mezclar dale la vuelta a la cazuela para que el azúcar se vaya derritiendo y se incorpore al agua durante un par de minutos, después verás que empieza a hervir y a cambiar de color, cuando se comienza a ver dorado, retira del fuego, el caramelo quedará muy líquido, pero espeso y de un color amaderado.

Aprovechando que está caliente pasa enseguida el caramelo a los moldes, mueve los recipientes para que se distribuya bien, si se enfría calienta un poco el caramelo hasta terminar. Precalienta el horno a 160º Centígrados, mientras verte con cuidado la mezcla de la calabaza y luego coloca los moldes en una charola con agua para que se horneen a baño María, mete la charola con los moldes y deja por 50 a 60 minutos, revisa que esté bien cuajado.

Retira del horno cuando esté bien cuajado, revisa con un palillo que salga limpio, luego deja que se enfríen y pasa al refrigerador por al menos 4 horas, después podrás desmoldar y servir. Para desmoldar puedes colocar el recipiente en una bandeja con agua tibia a caliente y pasar una palita por la orilla del molde, al voltearlo sobre el plato en el que quieres servir será más fácil que salga.

 

Más de