Tés

¿Qué le pasa al corazón cuando tomas TÉ regularmente? Esto determinó un estudio

Tomar té es una tendencia actualmente, por los grandes beneficios que tiene, pero ¿cómo está relacionada con las enfermedades cardiovasculares?
jueves, 27 de agosto de 2020 · 18:40

Tomar té es un ritual que va cobrando auge debido a todos los beneficios que aporta al organismo la infusión hecha con plantas, hierbas o raíces y que han sido empleadas por la medicina tradicional por cientos de años, mucho antes de que estos usos y beneficios fueran estudiados por expertos científicos, que con el tiempo han confirmado las propiedades de estas bebidas, las cuales incluso pueden ser agentes combatientes de terribles enfermedades.

Entre ellas, las enfermedades cardiovasculares (ECV), definidas como un conjunto de trastornos del corazón y de los vasos sanguíneos, son la principal causa de defunción en todo el mundo de acuerdo con cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), afectando principalmente a países con ingresos bajos y medianos donde más del 80% de las defunciones se deben a esta causa.

El té y el corazón

En este escenario, un estudio publicado por el European Journal of Preventive Cardiology determinó que el consumo regular de té está vinculado a una mejor salud del corazón, por lo que aquellos que beben al menos una taza de té cada dos días tienen mejor salud cardiovascular con respecto a otros que no tienen este hábito. De acuerdo con la Publicación de Salud de la Universidad de Harvard, este estudio fue aplicado a más de 100 mil 902 mil adultos chinos durante 7 años.

"Los participantes proporcionaron información sobre la salud y el comportamiento, incluida la cantidad de té que bebieron. El seguimiento duró una media de siete años. En comparación con las personas que bebían menos de tres tazas de té a la semana, las que bebían más tenían un 20% menos de riesgo de sufrir un ataque cardiaco o un problema relacionado y un 22% menos de riesgo de morir por una enfermedad cardíaca."

De acuerdo con el Dr. Xinyan Wang, primer autor de la investigación y miembro de la Academia China de Ciencias Médicas en Beijing, China, "los efectos favorables para la salud son los más sólidos para el té verde y para los bebedores habituales de té a largo plazo". Los estudios realizados a  los participantes del proyecto China-PAR2 no tenían antecedentes de ataque cardíaco, accidente cerebrovascular o cáncer.

Para determinar los resultados, se agruparon en dos tipos, los "bebedores de té habituales", que tomaban té tres o más veces a la semana, y "bebedores de té nunca o no habituales", que bebían menos de tres veces a la semana. El resultado fue que el consumo habitual de té estaba asociado con más años de vida saludables y una mayor esperanza de vida, pues tendrían hasta 1.26 años más de vida.

De igual forma, los consumidores habituales de té tenían un 20% menos de riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca y un accidente cerebrovascular y un 15% menos de riesgo de muerte por cualquier causa. Esto podría deberse a que los polifenoles no se almacenan en el cuerpo a largo plazo, según explicó el autor principal del estudio, el Dr. Dongfeng Gu, de la Academia China de Ciencias Médicas.

Aunque los estudiosos de la salud de Harvard rechazan que estos hallazgos prueban que el té sea responsable de los beneficios que se le atribuyen, sí admiten que tanto el té verde como el negro son ricos en compuestos conocidos como flavonoides, mismos que ayudan a amortiguar la inflamación, culpable de las ECV, además de que su consumo ha sido relacionado antes con una reducción del colesterol y una mejor función de los vasos sanguíneos.

Por su parte, los autores del estudio concluyeron que los ensayos aleatorios están justificados para confirmar los hallazgos y proporcionar evidencia de pautas dietéticas y recomendaciones de estilo de vida.

 

Otras Noticias