Bebidas mexicanas

Tepache: ¿Qué es, cómo se prepara y cuáles son sus beneficios?

Durante la época prehispánica, la cultura maya ideó una preparación que más allá de aprovechar todas estas bondades de la piña, estaba cargada de una connotación sagrada
martes, 28 de julio de 2020 · 13:57

La “flor de de frutos”, mejor conocida como piña es una de los alimentos más refrescantes y saludables que existen. Gracias a que su composición está hecha por 85% de su peso en agua y tiene un alto aporte de nutrientes como potasio, hierro y vitaminas. Resulta también una de las más versátiles a la hora de utilizarla como el ingrediente principal de diferentes recetas.

Antiguamente, durante la época prehispánica, la cultura maya ideó una preparación que más allá de aprovechar todas estas bondades de la piña, estaba cargada de una connotación sagrada.

El tepache fue una bebida utilizada en rituales religiosos en la que se aprovechaba la fermentación de ciertos alimentos. Con la conquista, el tepache fue evolucionando y dejó de ser preparado con maíz para empezar a hacerse con piña. Con tan solo 1% de alcohol, actualmente esta bebida no solo puede ser disfrutada por todos, sin importar el estrato social (a diferencia de las primeras preparaciones), sino que además también puede ser disfrutada por pequeños y grandes.

Beneficios

Gracias a que contiene propiedades probióticas y digestivas, esta bebida se caracteriza por ser buena para la digestión y al mismo tiempo mejorar la función intestinal. Por otro lado, sus aportes en vitamina C y antioxidantes ayudan al combate de los radicales libres y a fortalecer el sistema inmunitario, una propiedad que en los últimos meses buscamos constantemente.

¡Prepara el tuyo!

Ingredientes

1 piña grande

1 raja de canela

8 clavos de olor

1/2 kg de cebada

1 1/4 kg de piloncillo picado

Preparación:

1. Pela la piña y córtala en trozos. Al terminar  licúala con 1 litro de agua.

2. Vacía la mezcla en una jarra y añade 2 litros más de agua, la cáscara de la fruta, canela y los clavos de olor.

 3. Cubre completamente con plástico autoadherible y pícalo con un tenedor. Deja reposar 2 días a temperatura ambiente.

4. Calienta la cebada con el piloncillo en agua. Cuando el agua  hierva y el piloncillo se haya disuelto, retira y deja enfriar. 

5. Incorpora la cebada al tepache, tapa y deja reposar 2 días más para que fermente.

6. Pasado este tiempo cuélalo y vierte en una jarra.

 

Otras Noticias