Bebidas navideñas

Dale un giro al atole tradicional con esta receta de atole de tamarindo en agua

Nada mejor para quitarte el frío y comenzar con las celebraciones decembrinas
sábado, 19 de diciembre de 2020 · 19:10

Las posadas o las mañanas frías no serían iguales sin un buen atole calientito para ayudar al cuerpo a entrar en calor, eso sin mencionar que su delicioso sabor es algo a lo que nadie se puede negar. Y es que el atole no es una preparación nueva, sino que se ha utilizado desde la época prehispánica e incluso el propio Hernán Cortés habló sobre estas preparaciones al mencionar que se trataba de una mezcla espesa muy energética. 

Atole proviene de la bebida “atolli” que quiere decir aguado y “toloa” que significa comer o tragar. En su forma original, el atole se hacía a base de agua, pero después de la llegada de los españoles comenzaron a colocar leche, lo que le dio un toque mucho más espeso y cremoso, que permanece hasta nuestros días y se ha convertido en una de las recetas más apreciadas. 

Una preparación tradicional es este atole de tamarindo, el cual se hace a base de agua y refleja a la perfección una de las primeras recetas. Si quieres disfrutar de esta bebida para tus fiestas decembrinas, aquí te dejamos la receta del atole de tamarindo para que lo disfrutes en familia.

Atole de tamarindo

Ingredientes: 

200 gramos de tamarindo sin cáscara

2 1/2 litros de agua 

1 raja de canela

1 ½ tazas de azúcar o 1 piloncillo 

100 gramos de masa de maíz

Preparación:

Coloca medio litro de agua en una olla junto con el tamarindo sin cáscara y sin semillas. Deja hervir a fuego medio y licua para obtener la pulpa. Reserva. 

Vierte el resto del agua en una olla amplia y agrega el azúcar o el piloncillo. Recuerda mover de forma constante para que todo se revuelva muy bien y se disuelva el piloncillo. De ser necesario agrega más azúcar o piloncillo. Añade la pulpa de tamarindo a la mezcla y deja hervir. 

Una vez que la preparación haya hervido, vierte la masa sobre la mezcla y revuelve hasta que se deshaga por completo. Sigue la cocción por unos 8 minutos más hasta que el atole comience a espesar ligeramente. Recuerda que debes seguir revolviendo de forma constante para evitar que se queme o se pegue en el fondo de la olla. Disfruta caliente. 

 

Otras Noticias